(31/07/2017) El Ayuntamiento de Sevilla elaborará un plan para mejorar la accesibilidad universal en toda la ciudad y otro de protección del paisaje urbano

Son dos de los acuerdos adoptados hoy en la Comisión Ejecutiva de la Gerencia de Urbanismo de Sevilla. El documento de accesibilidad universal marcará también itinerarios peatonales y escolares. “Marcarán las hojas de ruta para las intervenciones del Ayuntamiento en ambas materias”, ha comentado el delegado Antonio Muñoz. La Gerencia aprueba también licencia de obras para 142 viviendas en Hacienda del Rosario y una primera fase de actuaciones en el edificio abandonado de la Barqueta que albergará pisos.

El Ayuntamiento de Sevilla, a través de la Gerencia de Urbanismo, ha comenzado los trámites para contratar la elaboración de un Plan de Accesibilidad Universal que abarque al conjunto de la ciudad, parta del diagnóstico sobre aquellas barreras que dificultan el tránsito de las personas con la movilidad reducida y determine el grado de prioridad de la actuación municipal para remediarlas. “Nos definirá así una hoja de ruta para, a través de las obras, garantizar la accesibilidad universal, compromiso del equipo de gobierno municipal y que compartimos con otros grupos políticos de la Corporación”, ha dicho hoy Antonio Muñoz, delegado de Hábitat Urbano, Cultura y Turismo.

 

Antonio Muñoz ha comparecido en rueda de prensa para detallar los acuerdos de la Comisión Ejecutiva de la Gerencia de Urbanismo, entre ellos ese primer trámite del Plan de Accesibilidad Universal, cuya redacción se encargará a especialistas. Muñoz, que ha estado acompañado por el gerente de la Gerencia de Urbanismo de Sevilla, Ignacio Pozuelo, la delegada de Economía, Comercio y Relaciones Institucionales, Carmen Castreño, y el gerente de la empresa municipal Emvisesa, Felipe Castro, ha aclarado que el documento final no sólo recogerá dónde habría que actuar para solventar los problemas de accesibilidad, sino también definir itinerarios peatonales para el conjunto de los ciudadanos.

 

El contrato público, que encargará el Servicio de Sostenibilidad e Innovación Urbana de la Gerencia, establecerá para cada zona:

 

  • Los itinerarios con mayores flujos peatonales.
  • Los edificios públicos más concurridos.
  • Las zonas de mayor intensidad comercial.
  • Barrios con densidades de población alta y urbanización más antigua.

 

En cuanto al alcance, el documento definirá, evaluará y propondrá las actuaciones más convenientes para la eliminación de las barreras existentes en los espacios de uso público como las calles, plazas, parques, etcétera, los accesos y entornos de los equipamientos públicos o los elementos relacionados con el transporte público que se encuentran en el viario público, tales como paradas y estaciones-

 

Se identificarán sobre todo aquellos lugares o zonas con las mayores carencias o los desequilibrios más notorios en materia de accesibilidad, y su categorización. Y en coherencia con los resultados del diagnóstico y la evaluación, se propondrán unos objetivos para corregirlos. Otro de los contenidos será la definición de una Red de itinerarios peatonales por barrios, con el fin de establecer ejes principales. De igual forma, se recogerá una red de itinerarios escolares, con identificación de problemas y causas y, en consecuencia, adaptaciones o ajustes necesarios.

 

El Plan de Accesibilidad Universal de Sevilla, cuya redacción tendrá un presupuesto estimado de licitación de 96.800 euros, deberá también analizar las condiciones de accesibilidad de los centros públicos de alta actividad (como hospitales y centros de salud) y realizar propuestas de actuación que los hagan más accesibles.

 

 

Protección del paisaje urbano

 

La Comisión Ejecutiva de Urbanismo de Sevilla, asimismo, ha aprobado un plan de trabajo para la protección del paisaje urbano, con un diagnóstico previo para el que se contará con un presupuesto de 72.600 euros de licitación y que servirá de base a la elaboración de una ordenanza para la regulación paisajística de la ciudad. “No se quedará limitado al Casco Antiguo, sino que realizará una evaluación amplia sobre los elementos que intervengan en el paisaje y el patrimonio”, según ha comentado  Antonio Muñoz.

 

No obstante, ha aclarado el delegado, la redacción de este diagnóstico, al igual que la del Plan de Accesibilidad Universal, “no implica que cesen las actuaciones que ya se realizan para eliminar las barreras arquitectónicas o sobre la publicidad agresiva en el entorno monumental.

El trabajo analizará todo el paisaje urbano de Sevilla de titularidad pública o privada para evaluar y plantear medidas. Se centrará en los siguientes elementos:

 

  • Principales hitos paisajísticos patrimoniales de la ciudad.
  • Principales vías de acceso a la ciudad.
  • Fachadas urbanas significativas y especialmente el río
  • Bordes urbanos e itinerarios metropolitanos
  • Vistas más significativas.
  • Principales itinerarios de la ciudad.
  • Mobiliario urbano.
  • Ocupaciones de vía pública.

 

Licencias de obras

 

La Comisión Ejecutiva de Urbanismo, por último, ha aprobado conceder licencia de obras para la construcción de 142 viviendas en Hacienda del Rosario y también para una primera fase de obras una finca sita en la manzana Barqueta-Torneo-Resolana-Calatrava cuyo edificio lleva “muchos años abandonado y degradado” y en el que se construirán en torno a 34 viviendas, ha explicado Antonio Muñoz. “Es una primera fase de limpieza, estabilización de la fachada y demoliciones internas, previas a la propia construcción de las viviendas, un proyecto que servirá para revitalizar este entorno de entrada al barrio de la Macarena”, ha remarcado el delegado.

 

Antonio Muñoz ha encuadrado ambos proyectos inmobiliarios, que se agregan a los de Cisneo Alto (300 pisos) o la licencia de obras para el centro comercial de Palmas Altas, en la recuperación de la construcción y de la actividad económica en general en la ciudad de Sevilla. De hecho, en el primer semestre de este año, las licencias de obras crecieron un 5,5 por ciento con respecto a 2016.

Acciones de Documento