El Ayuntamiento impulsa nueve proyectos singulares y estratégicos en los barrios que incluyen nuevos espacios verdes, recuperación de patrimonio, reurbanizaciones y un modelo de reactivación económica, cultural y social

El Consejo de Gerencia de Urbanismo ha dado luz verde hoy a iniciativas como la ampliación del Parque Riberas del Guadaíra, la transformación de la Avenida de la Paz o de la zona del Esqueleto en San Pablo o el acondicionamiento y dinamización del auditorio de los Jardines de Hércules

(23/11/2017) El Ayuntamiento de Sevilla ha impulsado hoy a través de la Delegación de Hábitat Urbano, Turismo y Cultura nueve proyectos en distintos distritos a través de un nuevo modelo de trabajo basado en criterios de sostenibilidad, revitalización social, cultural y económica, recuperación de espacios libres y zonas verdes y puesta en valor del patrimonio.

Este trabajo se realizará a través de un trabajo coordinado en el que participarán Medio Ambiente, ICAS, Consorcio de Turismo y la Gerencia de Urbanismo como coordinadora de los trabajos. Con la aprobación de hoy en el Consejo de Urbanismo se da luz verde a estos nueve proyectos estratégicos y singulares para los barrios.

“Son proyectos multidisciplinares que se enmarcan dentro del modelo de ciudad y de mejora de los barrios en el que trabaja este gobierno. No son simples reurbanizaciones o rehabilitaciones, es un plan completo y participado de transformación de estos espacios”.

“Ha vuelto a demostrar que una cosa es su discurso público y lo que prometen en los barrios y otra muy distinta el sentido del voto y su intención real de construir. Sólo quieren que la ciudad siga paralizada como en sus cuatro años de gestión”.

Los proyectos impulsados en el día de hoy tienen como criterios principales la sostenibilidad y funcionalidad urbana, la recuperación de espacios para el peatón y la apuesta por los medios de transporte públicos, el aumento de las superficies blandas y verdes; la incorporación del agua como elemento de diseño urbano, la implementación de sistemas de drenaje urbano sostenible; la eficiencia en la selección de los materiales, el respeto del patrimonio artístico e histórico, la revitalización socio-cultural de los espacios; el fomento de la participación ciudadana y la interacción social; la creación de alianzas con el tejido asociativo y empresarial y la tematización de las intervenciones.

“En resumen una transformación completa de espacios en los barrios de Sevilla”, apuntó Muñoz.

Para ello, además de las empresas o consultoras que concurran a la licitación, se conforma un equipo multidisciplinar coordinado por la Gerencia de Urbanismo y del que formarán parte la Dirección General de Medio Ambiente, el ICAS y el Consorcio de Turismo, de forma que estén implicadas todas las áreas de la Delegación de Hábitat Urbano, Turismo y Cultura.

Los proyectos seleccionados para esta primera fase de este nuevo modelo de trabajo afectan a distintos distritos de la ciudad. En Cerro Amate se propone la ampliación del Parque Riberas del Guadaíra hasta el Cercado del Pozo; la creación de un nuevo huerto urbano en el marco de la estrategia definida en el Plan director aprobado por la Gerencia y el acondicionamiento y nuevos usos ciudadanos en el bulevar del Tamarguillo. En Bellavista-La Palmera se incluye el acondicionamiento y dinamización de usos ciudadanos en el anfiteatro Jardines de Hércules.

En Norte se incluye el acondicionamiento de la Avenida Mujer Trabajadora; en Sur la transformación de la Avenida de Paz, y en San Pablo el nuevo espacio libre de El Esqueleto. Por último en Casco Antiguo se diseñará la reurbanización del eje Regina-Imagen-Pérez Galdós y de la calle Peñuelas y Plaza de San Román.

 

Acciones de Documento