Plaza del Duque de la Victoria

Nombre: Plaza del Duque de la Victoria

Tipo: Plaza ajardinada

Distrito: Casco Antiguo

CP: 41002

Situación: entre La Campana, calle Alfonso XII, calle Teniente Borges, Plaza de la Concordia, calle Jesús del Gran Poder, calle Trajano y calle Tarifa

Acceso: líneas 13, 14, 27, 32 y C5

Superficie: 1650 m²

Descripción:

Esta plaza era conocida desde el siglo XVI como plaza del Duque de Medina-Sidonia, por encontrarse allí su palacio. A raíz del nombramiento del general Espartero como regente se la denomina, en 1841, Plaza del Duque de la Victoria. Por breve tiempo (julio a septiembre de 1936) fue llamada plaza  del general Queipo de Llano, volviendo a recuperar el nombre anterior. Siguiendo una costumbre que prácticamente se remonta a la época de los Medina–Sidonia sigue siendo denominada y conocida simplemente como: “Plaza del Duque”.

Rodeada siempre de edificios de indudable interés arquitectónico e histórico, hoy los ha perdido todos, viéndolos sustituidos por otros de carácter puramente comercial que la han convertido en el centro neurálgico de la vida de la ciudad.

Así, del palacio que le diera primitivo nombre, se vendería una parte para construir, en época del Asistente Olavide, un teatro (derribado en 1789). Reconstruido el resto por sus nuevos propietarios, los Marqueses de Palomares del Río, tras los destrozos causados por las tropas francesas de ocupación, albergaría desde 1879 hasta 1960 los populares almacenes de tejidos conocidos como Almacenes del Duque. En esa fecha sería derribado junto con el colindante palacio de los Sanchez-Dalp. En el lugar ocupado por ambos palacios se levanta hoy el edificio de El Corte Inglés.

También sería derribada, en 1869, la Iglesia de San Miguel, cuyo solar sería destinado años después a la construcción del Teatro del Duque. Derribado éste, se construiría ahí el edificio que albergó la Delegación Provincial de Sindicatos, hoy sede de Comisiones Obreras. En el lado de Levante, el antiguo palacio de los Cavalieri sería también demolido, ocupando su solar otros almacenes comerciales hoy dependencias de El Corte Inglés, permaneciendo en su fachada la antigua portada del palacio.

Hasta llegar a la forma que hoy presenta, la Plaza del Duque ha sufrido numerosas remodelaciones. Siendo todavía propiedad de los Medina-Sidonia, el arquitecto mayor Melchor Cano, a instancia del asistente D. José Manuel de Arjona, la reformaría para convertirla (1828) en un gran paseo de salón, a la moda del espacio público de entonces. En 1924, con la creación de arriates, la pavimentación con mármol y la plantación de fresnos y palmeras, entre otros árboles, se le da la forma que presenta en la actualidad: planta rectangular con espacio central presidido por la estatua de Velázquez, obra del escultor Susillo y colocada en 1892. A ésta estatua se le dota de un pedestal realizado por el arquitecto Juan Talavera para realzarla y apreciarla tal como hoy se ve. El pedestal está rodeado en su base por un arriate, del que parten cuatro calles hacia los lados, dando lugar a cuatro grandes cuadros de jardín que completan la composición.

Hoy, tras la reforma de 1976, un  basamento de  piedra  levanta más de lo habitual en las plazas sevillanas del XIX, la jardinería que constituye su acompañamiento vegetal. Ha desaparecido el arriate central para hacer más espacioso el tránsito peatonal (que en cambio se conserva en su casi homóloga del Museo).

Presenta una pavimentación combinada de mármol y enchinado. Sus bancos de fundición no se encuentran, como era habitual en estas plazas, integrados en los bordes de los arriates (plazas del Museo, Encarnación y otras) sino que son ahora piezas aisladas y separadas de los mismos. Poseía, en su extremo sur, urinarios públicos en sótano, característica que era muy frecuente en las plazas de este tipo y que ha ido desapareciendo con el paso de los años.

La jardinería, distribuida en los cuatro grandes arriates, está formada principalmente por árboles: una grevillea o roble australiano (Grevillea robusta), palmeras (Phoenix canariensis y Phoenix dactylifera), latanias (Livistona chinensis), y magnolio (Magnolia grandiflora). Hay también vegetación arbustiva (pitosporos) y diferentes tipos de plantas de sombra y flor según las estaciones. Perimetralmente, viejos fresnos (Fraxinus excelsior) rodean toda la plaza.

Acciones de Documento