57.-Panteón-Capilla de Dña. Concepción Laville

 

C/ Fe, izquierda, 47

 

Obra de D. Balbino Marrón de hacia 1857, en la que versiona de manera interesante el orden clásico. Realizado en ladrillo presenta una planta rectangular con cubierta a dos aguas. Desatacaremos la fachada del mismo en la que aparece la única decoración del panteón. Tras un vano adintelado se accede al interior del panteón, éste está flanqueado por dos pilastras de gran volumen estriadas y con sencillos capiteles que sostienen un sencillo entablamento que da paso a un friso en el que aparece el rótulo en mármol enmarcado por dos triglifos cuyas gotas caen al entablamento. Remata la construcción un frontón triangular coronado por una sencilla cruz latina realizada en piedra.

 

57.jpg 57a.jpg

 

Vista frontal y lateral panteón Concepción Laville

 

En sesión celebrada en el Ayuntamiento de Sevilla en 20 de junio de 1856, se le otorgan 12 varas cuadradas a la viuda de D. Mateo Primo de Rivera, la señora Dña. Mª Concepción Laville, para levantar su panteón familiar.


Dña. Mª Concepción Laville, de origen gaditano, contraería matrimonio con D. Mateo Primo de Rivera y Ortiz de Pinedo, perteneciente a una familia con ascendencia de la nobleza cubana por su padre y con raíces gaditanas por su madre. Su padre fue D. Joaquín Primo de Rivera y Pérez de Acal, quien fallecería en Maracaibo hacia 1800. Desempeñaría cargos militares tales como Brigadier del Ejercito Real y Gobernador de Maracaibo, a quien por méritos y los servicios prestados a la corona se le concedería en 1791 el título de I Marqués de Bajamar.


Algunos de sus hermanos también desarrollarían carrera militar como fue el caso de D. José Joaquín Primo de Rivera y Ortiz de Pinedo quien tuvo una vertiginosa carrera militar que comenzó con su nombramiento como guardiamarina en el Departamento de Cádiz en 1792, Alférez de Fragata a bordo del bergantín científico Alerta y Capitán de Navío en 1802. Durante la Guerra de la Independencia Española fue uno de los destacados en los Sitios de Zaragoza por las tropas napoleónicas, obteniendo por ello las medallas del Primer y del Segundo Sitio de Zaragoza. Fue nombrado presidente de la Junta del Almirantazgo en 1837 y ese mismo año fue elegido Senador por Cádiz. Dos años más tarde, en 1839, tomó la Cartera del Ministerio de Marina, cargo del que dimitió poco después por desacuerdos políticos, a la vez que fue nombrado interino de Hacienda. Ejerció como jefe de escuadra de la Real Armada y Comandante General del Apostadero de La Habana en 1845 y en 1848 pasó a ser Capitán General de Cádiz, pero tuvo que dimitir del cargo por motivos de salud, retirándose a Sevilla, donde continuó su labor como Senador hasta su muerte en esa misma ciudad el 25 de julio de 1853, siendo enterrado en el panteón familiar de su esposa en el Cementerio de San Fernando, la argentina Dña. Juana Mª Nepomucena de Sobremonte y Larrazábal, hija del Virrey Rafael de Sobremonte, con la que tuvo tres hijos D. Rafael, D. Fernando y D. Miguel, este último padre de D. Miguel Primo de Rivera y, por tanto, abuelo de D. José Antonio Primo de Rivera.


En el panteón que nos ocupa de Dña. Mª Concepción Laville encontramos inhumados además de ésta y su esposo, a Dña. Manuela Sopranis y Laville, viuda de D. José Moreno Daoiz, Mariscal de Campo hacia 1815, Teniente de la Real Guardia Española, Gran Cruz de San Hermenegildo y Caballero de la Orden de Santiago. Por los apellidos y sin datos fehacientes que lo corroboren, establecemos que ambas mujeres serían miembros de la misma familia. En dicho panteón encontramos también inhumado a D. Dionisio Casado y Aguayo, del que tampoco podemos establecer más relación que la que surge por el entierro en el panteón.

 

Acciones de Documento