67.-Panteón familia Grosso

 

C/ Fe, izquierda, 31

 

Panteón que se marca con un obelisco, que es el único elemento decorativo junto con la reja de cierre. El obelisco se alza sobre un portentoso pedestal cuadrado en el que aparece la inscripción “Grosso” en su cara frontal. Por encima una cornisa que simula un frontón y en cuyas esquinas presenta como elemento ornamental unas acróteras, y sobre el que se alza el obelisco que se decora con relojes de arena alados, en la parte inferior, y unas corbatas que penden en la parte superior. Rematando el conjunto aparece una cruz latina trebolada.

 

67.jpg

 

Vista general panteón Grosso

 

En cuanto a la rejería que cierra el perímetro del panteón podemos decir que es el elemento decorativo más importante del mismo. Se constituye mediante tramos de igual tamaño que están configurados por un marco de decoración a base de candelieri, de recuerdo renacentista en los laterales, y motivos vegetales que enmarcan de manera alterna relojes de arena alados y una cruz que se entrecruza con una guadaña en la parte superior del marco. En el interior de los mismos se cobijan antorchas invertidas cruzadas y en cuyo centro aparece una corona de flores. Rematándolo, y sobre una destacada crestería de recuerdo renacentista, aparecen lámparas de aceite, símbolo de la luz perpetua, salvo en los tramos centrales que darían acceso al panteón que se sustituye la lámpara por una cruz latina. Separando dichos tramos aparecen, sobre unos barrotes verticales, ánforas veladas y antorchas que se van alternando a lo largo de toda la reja. Suponemos que dicha reja estaría realizada por la fundición propiedad de la familia.

 

67a.jpg

 

Detalle de la reja panteón Grosso

 

D. Manuel Grosso Quiroga aparece en el registro del Cementerio de San Fernando como primer concesionario del panteón que nos ocupa, terreno de 31 varas cuadradas que se le concedió el 25 de mayo de 1886. No será hasta 1914 cuando la concesión cambie de nombre pasando ésta a sus tres nietos Dña. Mª del Carmen, D. Carlos y Dña. Adelaida Pérez de Guzmán y Grosso, y por último en 2004 tras el fallecimiento de Dña. Adelaida, su parte se repartirá entre sus dos hermanos.


D. Manuel Grosso Quiroga pertenecía a una familia cuya actividad comercial era la fundición, ya que su padre poseía una Fundición de Hierro, situada en la zona de la actual Plaza de Armas, y que en el siglo XIX llegó a ser una de las más importantes de la ciudad. Por algunas facturas consultadas sabemos que trabajó para el Palacio de San Telmo así como para la Portada Principal de la Catedral de Sevilla. D. Manuel Grosso Quiroga se casaría con Dña. Josefa Ruíz del Real con la que tendría una hija, Dña. Carmen Grosso y Ruíz del Real, la cual contraería matrimonio con D. Carlos Pérez de Guzmán y Pickman, como ya se analizó en el estudio del Panteón Pickman. Este enlace matrimonial uniría dos de las familias más importantes en el panorama empresarial y social de la Sevilla del momento.

 

67b.jpg

 

Factura Fundición Grosso

 

En el panteón familiar se encuentran inhumados el concesionario primitivo D. Manuel Grosso Quiroga, sus padres, su esposa Dña. Josefa Ruíz del Real, su hija Dña. Carmen Grosso Ruíz del Real, sus hermanos y otros familiares.

Acciones de Documento