El Ayuntamiento de Sevilla celebra la solicitud de implantación de una nueva empresa en la Zona Franca del Puerto y somete a Pleno las primeras bonificaciones en el IBI para otras dos ya asentadas

Industria Química y Farmacéutica VIR solicita su entrada en el recinto fiscal y el gobierno de la ciudad considera que Servitrade y Jannone tienen derecho a la bonificación del 20 por ciento del IBI prevista en la Ordenanza Municipal de impulso a la actividad y el empleo La delegada de Economía, Carmen Castreño, recuerda la estratégica aportación del Puerto a la reindustrialización de Sevilla y la “apuesta firme” del equipo de gobierno con la Zona Franca desde el inicio del mandato, cuando afrontó con urgencia el vallado necesario

(03/04/2018) La delegada de Economía, Comercio y Relaciones Institucionales, Carmen Castreño, ha expresado hoy su satisfacción por los diversos avances que está registrando ya la Zona Franca del Puerto de Sevilla, pues 2 empresas han solicitado al Ayuntamiento bonificaciones en el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) y una tercera ha pedido su implantación en este recinto fiscal que pretende impulsar la actividad industrial de la ciudad y, por extensión, su economía y empleo.

En concreto, la Autoridad Portuaria de Sevilla (APS) ha recibido la solicitud de la compañía Industria Química y Farmacéutica VIR, S.A. para ocupar una superficie de unos 16.000 metros cuadrados para uso industrial y de almacenamiento en la Zona Franca del Puerto de Sevilla. Asimismo, la empresa ha presentado al Consorcio de la Zona Franca la solicitud de emisión de carta de compromiso para continuar con la tramitación para instalarse y operar en dicho ámbito.

Esta compañía de capital español plantea invertir en los próximos cinco años más de 20 millones de euros para la construcción y dotación de una zona de fabricación, almacenes, desarrollo galénico, así como un departamento de I+D+I para estudios de nuevos productos y nuevas formas galénicas. Una vez culminadas las fases de construcción, VIR prevé la creación de más de 100 puestos de trabajo capacitados y especializados.

En la solicitud presentada a la APS la farmacéutica expone las razones estratégicas para su instalación en el Puerto. Además de por los beneficios fiscales que conlleva estar en la Zona Franca, VIR ha destacado la proximidad a los clientes finales y las facilidades de distribución y apertura a nuevos mercados. Así, el acceso marítimo para el interior del territorio, unido a las conexiones terrestres por medio del ferrocarril y la carretera, dotan a la Zona Franca y al Puerto, en general, del entramado logístico privilegiado para que las empresas que allí se instalan ganen en competitividad.

Tras la recepción de la solicitud, la APS comienza el proceso de tramitación de la concesión administrativa, procediéndose ahora a remitir el anuncio de trámite de competencia de proyectos para su publicación en el BOE. El último paso para la formalización de la concesión será la aprobación de la misma por parte del Consejo de Administración.

Desde su entrada en funcionamiento en octubre del pasado año, la Autoridad Portuaria ha impulsado la Zona Franca como un valor añadido a la oferta logística, industrial y comercial del Puerto. Este espacio es un elemento de competitividad que se extiende a lo largo de 72 hectáreas, de las cuales 34 están disponibles para la implantación de nuevas empresas.

El primer operador logístico de la Zona Franca de Sevilla ha sido Sevitrade, empresa ya instalada anteriormente en el Puerto dedicada a la consignación de buques, a la carga y descarga y al almacenamiento de mercancías sólidas y líquidas. Junto con Sevitrade existen cinco empresas más en la zona: Jannone, Hispalense de Líquidos, Transformados Huévar, Terminal Portuaria Esclusa y, por último, Cuadros Eléctricos Nazarenos.

De hecho, el Pleno del Ayuntamiento de Sevilla debatirá mañana, a propuesta de la Delegación de Hacienda y Administración Pública, las solicitudes presentadas por la empresa Servitrade y la firma Jannone para que se les reconozca la bonificación del 20 por ciento en la cuota del IBI establecida en el artículo 49 de la Ordenanza Fiscal de medidas de solidaridad social, impulso de la actividad económica y fomento del empleo del ejercicio 2018. Para ello, ambas empresas han solicitado su declaración de especial interés o utilidad pública municipal por estar enclavadas y desarrollar su actividad en la Zona Franca de Sevilla.

“Son las primeras bonificaciones del IBI solicitadas por empresas asentadas en esta Zona Franca y este equipo de gobierno considera que se deben otorgar, puesto que son dos empresas que permiten impulsar la actividad de la Zona Franca, del propio Puerto de Sevilla y del conjunto de la ciudad. El Puerto de Sevilla es estratégico para nuestra economía y nuestro empleo local y, asimismo, juega un papel fundamental en la reindustrialización de Sevilla”, ha abundado Carmen Castreño.

La delegada ha recordado, además, el esfuerzo que el Ayuntamiento acometió para el vallado de la Zona Franca “justo al inicio del actual mandato, entonces ejecutado por la vía de urgencia dado que era necesario para su puesta en funcionamiento, y para lo que se arbitró una fórmula de colaboración entre la Gerencia de Urbanismo y la propia Autoridad Portuaria que mostró la firme apuesta del Ayuntamiento por un recinto que, poco a poco, recibe a más empresas”, ha concluido.

Acciones de Documento