El Ayuntamiento pone en marcha una estrategia para la recuperación, dinamización y puesta en uso de una treintena de inmuebles y espacios municipales con valor patrimonial

La Gerencia de Urbanismo ha culminado una herramienta digital que aglutina inicialmente 30 edificios con valor patrimonial analizando su situación urbanística, su estado de conservación y propuestas de usos, modelos de gestión y financiación. “Se trata del programa de intervención en el patrimonio de la ciudad más ambicioso que se ha puesto en marcha en muchos años en la ciudad. Para este gobierno, los bienes patrimoniales son una de las grandes oportunidades de generación de actividad y de desarrollo que tiene la ciudad para los próximos años”, explicó el alcalde de Sevilla, Juan Espadas.

(23/05/2018) El alcalde de Sevilla, Juan Espadas, junto al delegado de Hábitat Urbano, Turismo y Cultura, Antonio Muñoz, han presentado hoy la estrategia Horizonte Sevilla. Espacios singulares que refleja el resultado del trabajo de análisis, estudio y diagnóstico de los bienes con valor patrimonial del Ayuntamiento sin usar o infrautilizados y que plantea por primera vez un programa de intervención, captación de financiación y desarrollo de modelos de gestión a corto, medio y largo plazo. En total, en el arranque de este proyecto que incluye iniciativas ya ejecutadas en este mandato, se han incorporado 30 inmuebles que requieren una inversión total de 111,2 millones de euros.

“Este proyecto planteado desde una perspectiva integral y acompañado del desarrollo de herramientas como una plataforma digital es el más ambicioso relacionado con la gestión del patrimonio que se ha llevado a cabo en muchos años en la ciudad de Sevilla. Es un programa de ciudad a corto, medio y largo plazo, diseñado de forma rigurosa y minuciosa y que ahora abrimos al debate y a la participación”, explicó el alcalde de Sevilla, Juan Espadas, quien enmarcó esta propuesta dentro de los trabajos de definición del Plan Estratégico Sevilla 2030.

La estrategia combina distintas propuestas de uso, modelos de gestión y financiación para aprovechar las oportunidades que representan los 30 inmuebles con un valor singular repartidos por la ciudad, con distintos niveles de protección (la mitad de ellos son BIC) y que responden a distintos estilos arquitectónicos. Todos estos datos quedan almacenados en una herramienta que se pondrá a disposición de colectivos, emprendedores o inversores y que servirá además de soporte para lograr la captación de fondos europeos o el acceso a vías de financiación estatales.

De estos 30 edificios, la estrategia municipal apuesta por reservar para uso principalmente cultural (compatible con otros) ocho con un total de 47.215 metros cuadrados. Entre ellos, destacan Artillería, Santa Clara, Casa Fabiola, Casa Luis Cernuda, el entorno del Casino de la Exposición, Puerta de la Carne, Pabellón Real y las Murallas de la Macarena. En total, para estos espacios se requiere una inversión total de 33,5 millones de euros.

USO SOCIAL

En segundo lugar se reservan siete inmuebles para un uso principalmente de carácter social para lo que se requiere una inversión total de 16 millones de euros. Se enmarcan dentro de esta línea, el Centro Paterri, la Hacienda Miraflores, la Nave Santa Bárbara, el Pabellón de Ingresos de la Ranilla (que está previsto como centro de la memoria histórica); el Palacio del Pumarejo; la nave Campamento y la Torre La Única.

En tercer gran bloque de esta estrategia son los edificios con valor patrimonial que serán reservados para proyectos vinculados a la innovación y el empleo (compatibles con otros usos complementarios) como es el caso del cubo de Altadis, las Naves de Renfe, la fábrica de vidrio de la Trinidad, el Costurero de la Reina, la Nave Singer o el edificio conocido como el Palomar de la Cruzcampo.

En cuarto lugar, cuatro edificios quedan asociados a proyectos de equipamientos vinculados al entorno en el que están ubicados para lo que es necesaria una inversión mínima de 6,5 millones de euros. Con estos recursos se podría intervenir en la casa Mallén, la Iglesia de San Laureano, el Monasterio de San Jerónimo y San Hermenegildo.

Por último, tres edificios quedan asociados con usos vinculados al deporte (Estación de Cádiz, Sevilla Bike Center y la Hacienda del Rosario) y otros dos a usos terciarios como son la Gavidia y el convento de San Agustín que requieren de una inversión total de 22 millones de euros para su puesta en uso.

Esta estrategia está diseñada además para afrontar el debate en torno al futuro de los edificios desde una perspectiva integral y completa así como para la búsqueda de mecanismos de financiación. Entre otras cuestiones, el alcalde subrayó la importancia de acceder a vías de financiación estatal y europea así como de establecer combinaciones de colaboración público privada y de vinculación de distintos proyectos con el objetivo de aprovechar al máximo las oportunidades.

El alcalde, de hecho, puso como ejemplo que los ingresos que se puedan generar por la enajenación del edificio de la Gavidia pueden quedar vinculados a proyectos de interés social de forma que se garantice su financiación como el caso del Centro de la Mujer de la Casa Parterri, el centro de memoria histórica del Pabellón de Ingresos de Ranilla o el centro ambiental de la Hacienda de Miraflores.

Acciones de Documento